Smog, alimentación, tabaco y otros enemigos de tu piel

Están en el aire, están en los alimentos, están incluso en nuestra mente (en el caso del estrés). Hay varios elementos que podemos evitar para conservar mejor nuestra piel

 

 

El cuidado de la piel debe venir desde adentro (lo que comemos y bebemos) y de afuera (factores climáticos y ambientales a los que nos exponemos). 

Y así como se aprovecha la naturaleza para revitalizar, nutrir y ayudar a tu piel, ella misma también ofrece aspectos negativos que hay que restringir o eliminar.

 

Smog

Dentro de lo que denominamos smog citadino, encontramos hidrocarburos, metales pesados, óxidos, ozono y otros elementos dañinos, algunos muy grandes para penetrar la piel, pero causando estragos en la barrera de la epidermis.

Las partículas pueden tapar los poros y provocar arrugas, además de dañar las funciones de la piel.

 

Sol

El sol daña y mata a las células. Deshidrata y provoca que salgan manchas o signos de envejecimiento mucho antes de lo debido, además de ser la causa principal de cáncer de piel.

Sin embargo, no se puede eliminar totalmente el sol, ya que la piel utiliza la luz solar para fabricar vitamina D, misma que fortalece los huesos.  Un baño de sol de diez minutos diarios es suficiente.

 

Alimentos no saludables

Los alimentos procesados contienen demasiados conservadores y son altos en sodio, lo que perjudica la formación correcta de las células.  Los embutidos pueden causar desequilibrios hormonales, los fritos producen pieles más grasas y mucha sal debilita la producción de colágeno.

También hay que evitar el azúcar que afecta los vasos sanguíneos y por ende, la piel se ve más opaca. Asimismo, no consumir mucho café o alcohol porque deshidratan, así como la carne roja endurece las paredes de los vasos sanguíneos, provocando más pliegues en la piel. 

 

Fumar

Más de 4 mil químicos tóxicos componen el cigarro y cada uno de ellos contribuye a destruir células, evitar que se regeneren, se hidraten y se nutran.   Fumar afecta directamente a la circulación y no permite que la sangre llegue correctamente a todos lados, incluyendo la piel.

 

Dormir poco o con estrés

Dormir poco o mal reduce los niveles de melatonina, lo que afecta directamente a la luminosidad de la piel.  Además, la regeneración de la barrera cutánea se reduce 30%.

 

Productos químicos

Cientos de químicos tóxicos son utilizados aún en la producción de muchos elementos cosméticos y de higiene personal y en nuestro país, la mayoría siguen siendo permitidos. 





Limpiador Facial
Elimina células muertas e impurezas
$245.00
$99.00
Maxinutrición Tónico Facial
Refuerza las fibras de colágeno y elastina
$229.00
$99.00
Tónico Aloe Piel Sensible
Aliado contra la irritación y las alergias
$229.00
$99.00
¿Quieres nuestros productos? Ir a tienda en línea